Monografías Plus »

La blenorragia (gonorrea)

Introducción

Antiguas como el propio mundo las enfermedades venéreas o de transmisión sexual (ETS) unen sus orígenes es lo más profundo de la historia del hombre un reto para el investigador por lo disperso de sus fuentes así como por su escasez y ocultismo ya que han ido acompañadas de una serie de prejuicios y estigmas para quienes las padecían desde representar un castigo divino por su vida licenciosa y disoluta hasta ser la penitencia es vida por haber cometido actos impares o inmorales.

Aunque son muchas las enfermedades que pueden cobijarse bajo esta denominación tres han sido las que en el devenir de la historia han merecido una mayor atención tanto por la relevancia social de algunos personajes a los que ha afectado el nivel de la epidemias y llegando incluso por el progreso delos medios de transporte al nivel de pandemia no obstante nos referimos en concreto a tres de ellas gonorrea sífilis y el síndrome de inmunodeficiencia adquirida en esta monografía nos vamos a ocupar preferentemente a la primera de ellas conscientes de que precisamente las tres citadas tienen en común más veces de las más deseadas caminan de la mano teniendo como afinidad las unas por las otras que incluso confunden sus síntomas.

Se le llama enfermedad de transmisión sexual, a aquella que generalmente se contrae al tener relaciones sexuales con una persona infectada. Constituye un factor importante el acto sexual como momento de transmisión de este tipo de padecimiento. Él contagio puede ocurrir sin que la persona infectada sé de cuenta de ello, hasta que se le manifieste la enfermedad o cuando trasmite por contacto sexual a otra persona, que sí presenta los síntomas de la enfermedad.

Un individuo infectado, que tiene relaciones sexuales irresponsables puede afectar a otras muchas personas, mientras él está incubando todavía la enfermedad y mucho antes que le aparezcan los primeros síntomas. También se refiere al grupo de infecciones se transmiten por la presencia de fluidos corporales infectados (semen, liquido, pre-eyaculatorio, sangre, fluidos vaginales, leche materna). Que estén en contacto con vía de entrada al cuerpo como pueden ser las mucosas y heridas abiertas, cabe señalar que cabe necesario que exista lesiones en las mucosas de la boca, recto, vagina y pené para que se transmita el VIH. La organización mundial de la salud ha cambiado recientemente la dominación de enfermedades de transmisión sexual (ETS) por infecciones de transmisión sexual (ITS) por considerar que él termino enfermedad es inapropiado para las infecciones que no producen manifestación, las cuales son las que se presentan con mayor frecuencia especialmente en mujeres.

Marco teórico

La gonorrea es una ETS que continúa siendo considerada un problema de Salud Pública importante para la Organización Mundial de la Salud (OMS). Se calcula, según fuentes de este organismo, que de los 448 millones de nuevos casos anuales de ETS curables que se reportan, 88 millones corresponden a gonorrea (aproximadamente, un 20%).Aunque se trate de una enfermedad considerada curable, es cierto que en los últimos años están apareciendo cepas resistentes a muchos antibióticos, lo que se conoce como multi-resistencia, y está siendo estudiado por la OMS, que lo considera un problema importante que debe ser cortado de raíz.

La gonorrea es una enfermedad que ataca sobre todo los órganos genitales y es causada por una bacteria que se transmite primordialmente a través de las relaciones sexuales. Él germen responsable de esta infección es un microorganismo llamado Neisseria gonorrhoeae, conocido como gonococo, que pertenece al grupo de las bacterias denominadas cocos Gram negativos. La gonorrea es una enfermedad muy frecuente. Sin embargo, como suele tratarse de manera elemental, muchos casos no se reportan. Algunos autores afirman que uno de cada quinientos estadounidenses la ha padecido.

2.1 .- CONTAGIO

2.1.1.- ¿QUIÉNES PUEDEN CONTAGIARSE CON GONORREA?

Cualquier persona puede adquirir la enfermedad si mantiene contacto sexual con un individuo infectado. Si la madre está infectada, el riesgo también está presente para el hijo al momento del parto.

2.1.2.- ¿CÓMO SE CONTAGIA LA GONORREA?

Monografias.com

Existen dos formas de adquirir la gonorrea:

2.1.2.1.- Vía sexual: se requiere una relación oral, vaginal o anal con penetración o sin ella, para que el germen pase de una persona infectada a una persona sana

Esta bacteria prolifera en lugares cálidos y húmedos del cuerpo como por ejemplo las trompas de Falopio, uretra e inclusive los ojos

2.1.2.2.- Vía materna: la gonorrea también se puede transmitir al niño en el momento del parto vaginal si la madre está infectada.

2.2 .- GONORREA MASCULINA

Gonorrea masculina o enfermedad de purgación en hombres. La gonorrea es una enfermedad de transmisión sexual (conocida comúnmente como "enfermedad de la purgación"), causada por la bacteria Neisseria gonorrhoeae. Ver también Gonorrea femenina.

2.3 .- SÍNTOMAS DE LA GONORREA MASCULINA

2.4 .-CAUSASą LA GONORREA MASCULINA

La gonorrea es una de las enfermedades infecciosas bacterianas más comunes y se transmite con mayor frecuencia durante las relaciones sexuales, a través del sexo vaginal, oral y anal.

La gonorrea es una enfermedad de notificación obligatoria en Estados Unidos y se exige a todos los gobiernos estatales que informen a las autoridades sanitarias (el State Board of Health) los casos de diagnóstico de gonorrea. Esto permite el adecuado seguimiento y evaluación de los contactos sexuales y de importancia, ya que se estima que la infección se transmite en el 90% de los contactos sexuales de un hombre afectado por la enfermedad. Para un hombre, el riesgo de adquirir la infección después de un episodio de tener relaciones vaginales con una mujer infectada es de aproximadamente el 20% (probabilidad de 1 en 5).

Cada año, se notifican cerca de 400.000 casos de gonorrea a los CDC (Centros para el Control y Prevención de Enfermedades) de los Estados Unidos y probablemente hay muchos otros casos que son diagnosticados y tratados pero que no se notifican (se estima que el número total de casos se cerca a 1.000.000, pero si se incluye el número de casos no denunciados, algunas estimaciones alcanzan los 2.000.000). Sin embargo, un promedio de 400.000 casos por año significa que 1 de cada 687 ciudadanos estadounidenses tiene gonorrea (un promedio de 2.000.000 indica que 1 de cada 130 personas en los Estados Unidos está infectada).

Se presenta una mayor prevalencia en las áreas metropolitanas grandes, áreas urbanas, poblaciones con bajos niveles educativos y personas con niveles socioeconómicos bajos. La gonorrea es más prevalente en personas entre los 15 y los 29 años de edad. Dentro de los factores de riesgo para contraer la enfermedad se pueden mencionar: múltiples compañeros sexuales, compañero sexual con antecedentes de haber padecido cualquier enfermedad de transmisión sexual (ETS) y sexo sin protección (sin el uso del condón o del condón femenino).

El agente causal puede infectar sitios como la garganta, lo que produce irritación en la garganta severa (faringitis gonocócica), la uretra, ocasionando uretritis con ardor y dolor al orinar y secreción uretral. Pueden también infectarse el ano y el recto, dando lugar a lo que se denomina proctitis. Además, puede haber diseminación del organismo desde la uretra hacia otras partes del tracto reproductor, produciendo epididimitis (infección del epidídimo, estructura que se encuentra unida al testículo), prostatitis (inflamación de la glándula prostática) y otra serie de complicaciones como el absceso periuretral (acumulación de pus alrededor de la uretra).

La gonorrea no tratada puede llevar a estenosis uretral (estrechez de la uretra debida a la cicatrización), trayendo como consecuencia la disminución del flujo urinario, vaciamiento incompleto de la vejiga, infección del tracto urinario y finalmente insuficiencia renal.

El período de incubación de la gonorrea ocurre aproximadamente entre 2 y 5 días después del contacto sexual con una persona infectada, aunque los síntomas pueden aparecer hasta dos semanas después. La manifestación inicial más frecuente es la secreción uretral mucosa (secreción clara o blancuzca) o purulenta (secreción gruesa, amarillosa y con pus), que aparece en el orificio del pene, manchando incluso la ropa interior. Otras manifestaciones iniciales son el dolor al orinar y el ardor uretral, aunque existe un número pequeño de hombres que no desarrollan sintomatología (asintomáticos).

Otros sitios de infección son relativamente comunes. La infección con gonorrea del área rectal (gonorrea anorrectal) es frecuente en hombres que tienen relaciones anales (también se encuentra en aproximadamente el 50% de mujeres con gonorrea). La mayoría de estos casos son asintomáticos, pero en caso de haber síntomas, se presentan los síntomas típicos de una proctitis. Sólo un pequeño porcentaje de personas con gonorrea tiene infección de la garganta (faringitis gonocócica). Del 10 a 25% de hombres homosexuales con gonorrea también presentan infección faríngea, mientras que del 10 al 20% de mujeres con gonorrea presentan gonorrea faríngea.

La conjuntivitis gonocócica (infección en los ojos) es muy rara en adultos y normalmente sólo se observa en neonatos nacidos de madres con gonorrea, la cual se denomina oftalmía neonatal.

La gonorrea se puede transmitir simultáneamente con otras enfermedades de transmisión sexual.

2.5 .- EXÁMENES Y PRUEBASą LA GONORREA MASCULINA

En el momento de un examen se puede hacer un diagnóstico preliminar de la gonorrea y se puede tomar un frotis de la secreción uretral que luego se tiñe y se examina al microscopio. Dentro de las células presentes en dicha secreción se observan los organismos Neisseria gonorrhoeae.

Los cultivos suministran evidencia absoluta de la infección. Los organismos de Neisseria gonorrhoeae pueden crecer en cualquiera de las membranas mucosas y los sitios de cultivo se determinan según el género de la persona, las preferencias y prácticas sexuales. Por lo general, se toman cultivos de la uretra, ano o garganta. Los laboratorios pueden dar un diagnóstico preliminar generalmente en 24 horas y confirmarlo en 72.

Dentro de los exámenes que se realizan están:

2.6 .- EL TRATAMIENTOą LA GONORREA MASCULINA

Existen dos aspectos por considerar en el tratamiento de una enfermedad de transmisión sexual, especialmente, si se trata de una enfermedad que se propaga tan fácilmente como la gonorrea. El primer aspecto es curar a la persona afectada y el segundo aspecto lo constituye el hecho de localizar y examinar a todos los otros contactos sexuales y tratarlos para evitar una mayor diseminación de la enfermedad. La notificación obligatoria de la enfermedad mantuvo, hasta hace poco, el número de casos de gonorrea en un nivel bajo; sin embargo, la incidencia está aumentando de nuevo.

Durante el inicio de la guerra del Vietnam, en los Estados Unidos aparecieron cepas de gonorrea resistentes a los antibióticos, las cuales han estado aumentando en los últimos años. Por este motivo, el Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) de los Estados Unidos ha recomendado nuevos tratamientos. En lugar del tratamiento estándar con la penicilina, la gonorrea ahora se trata con un gran número de antibióticos nuevos y muy potentes. Más recientemente, la resistencia a antibióticos como ciprofloxacino, ofloxacino (o levofloxacino) y enoxacino ha comenzado ha convertirse en un problema.

Este régimen de tratamiento comprende el uso de uno de los siguientes:

Es necesario que siete días después del tratamiento haya una revisión médica de seguimiento y que nuevamente se realicen cultivos para confirmar que se ha curado la infección.

2.7 .- EXPECTATIVAS (PRONÓSTICO)

Cuando la gonorrea se trata inmediatamente después de su inicio, es muy posible que el resultado sea bueno, es decir no habrá cicatrices permanentes en la uretra ni propagación de la infección a otras áreas del cuerpo. Cuando se retarda el tratamiento, hay una mayor probabilidad de complicaciones.

2.8 .- COMPLICACIONES

2.9 .- SITUACIONES QUE REQUIEREN UN ESPECIALISTA MÉDICO

Se debe buscar asistencia médica si se presentan síntomas que sugieran la presencia de gonorrea. Si la persona es de bajos recursos o no está afiliada al sistema de Seguridad Social, las instituciones hospitalarias que atienden pacientes con enfermedades de transmisión sexual, financiadas por el Estado pueden ayudarla con el diagnóstico y el tratamiento de este tipo de enfermedades, sin costo alguno. Este servicio permite al estado tener estadísticas precisas sobre el número de casos y hacer un manejo de otras personas que son contactos, con el fin de evitar la propagación de la enfermedad.

Se recomienda un examen periódico a quienes se involucran en prácticas sexuales consideradas de alto riesgo (compañeros múltiples o desconocidos, personas de alto riesgo, sexo sin protección), con el fin de detectar la presencia de la enfermedad asintomática y de otros tipos de ETS diferentes a la gonorrea.

2.10 .- PREVENCIÓNą LA GONORREA MASCULINA

El único método para prevenir completamente la gonorrea es la abstinencia y las prácticas de sexo seguro pueden reducir el riesgo de contraer la enfermedad. El uso de condones, tanto para hombres como para mujeres, disminuye enormemente la probabilidad de contraer una enfermedad de transmisión sexual, pero se debe utilizar adecuadamente. El condón debe estar puesto desde el inicio hasta el final de la relación y se debe utilizar cada vez que la persona se involucre en actividades sexuales. Hay que tener en cuenta que los condones son económicos en comparación con las consecuencias de contraer una enfermedad de transmisión sexual.

El tratamiento de todos los compañeros sexuales es indispensable para prevenir la reinfección y es la principal razón para que el gobierno haya implementado la notificación obligatoria. La gonorrea es aún relativamente fácil de curar.

2.11 .- GONORREA FEMENINA

Gonorrea femenina o enfermedad de la purgación en mujeres es una enfermedad de transmisión sexual, conocida comúnmente como "enfermedad de la purgación", causada por la bacteria Neisseria gonorrhoeae. Ver Gonorrea masculina.

2.12 .- SÍNTOMAS DE LA GONORREA FEMENINA

2.13 .- CAUSASą LA GONORREA FEMENINA

La gonorrea es una de las enfermedades infecciosas bacterianas más comunes y es más frecuentemente transmitida durante las relaciones sexuales, incluyendo las relaciones vaginales y tanto el sexo oral como el sexo anal.

La gonorrea es una enfermedad de notificación obligatoria y todos los gobiernos exigen que se informe de los casos de gonorrea diagnosticada a las autoridades de salud (State Board of Health), lo cual permite el adecuado seguimiento del paciente y de sus contactos sexuales.

Cada año, cerca de 400.000 casos de gonorrea se notifican a los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de los Estados Unidos y probablemente hay muchos otros casos que se diagnostican y tratan pero no se denuncian.

Se estima que el número total de casos en ese país se acerca a 1.000.000, pero si se incluye el número de casos sin notificar, algunas estimaciones alcanzan los 2.000.000. De cualquier forma, una frecuencia de 400.000 casos por año significa que 1 de cada 687 ciudadanos estadounidenses tiene gonorrea (una frecuencia de 2.000.000 indica que 1 de cada 130 personas en los Estados Unidos está infectada).

Tiene una mayor prevalencia en las áreas metropolitanas grandes, áreas urbanas y poblaciones con bajos niveles educativos y personas con niveles socioeconómicos bajos. La gonorrea tiene una mayor prevalencia en el grupo de 15 a 29 años y dentro de los factores de riesgo para contraer la enfermedad se pueden mencionar: múltiples compañeros sexuales, compañero sexual con antecedentes de haber padecido cualquier enfermedad de transmisión sexual (ETS) y sexo sin protección (sin el uso de un condón).

La gonorrea se transmite muy fácilmente y puede contraerse durante el sexo oral, vaginal o anal. El agente causal puede infectar: la garganta y producir irritación de garganta severa (faringitis gonocócica); la vagina y desencadenar irritación con secreción (vaginitis); el ano y el recto en donde se origina una proctitis.

Además, los organismos pueden diseminarse por el tracto reproductor femenino, a través del cuello uterino y el útero, hacia las trompas de Falopio, que son los conductos que transportan el óvulo desde los ovarios hasta el útero.

Cuando la infección se disemina a las trompas de Falopio, lo cual ocurre de 10 a 15% de las mujeres que padecen gonorrea no tratada, se le llama EPI o enfermedad pélvica inflamatoria. Si las bacterias se diseminan más allá de las trompas de Falopio, pueden propagarse al espacio abdominal y causar una infección grave llamada peritonitis. La bacterias también se pueden diseminar hacia el torrente sanguíneo y causar gonococemia y puede localizarse en una articulación y causar artritis gonocócica.

La transmisión no sexual de la gonorrea puede ocurrir en raras ocasiones, como en los casos de mujeres infectadas que pueden transmitir la infección a su hijo durante el parto. La infección en los ojos del neonato se llama oftalmia del neonato (conjuntivitis gonocócica).

Las niñas pequeñas que contraen la gonorrea, bien sea por abuso sexual o por contacto íntimo con objetos recientemente contaminados, como una toalla húmeda, desarrollan una infección severa llamada vulvovaginitis.

Cerca del 50% de las mujeres con gonorrea no presentan síntomas (asintomáticas) o ignoran completamente que han contraído la enfermedad y, por lo tanto, no acuden al médico para recibir tratamiento. Este hecho incrementa el riesgo de complicaciones y de transmitir la enfermedad a otros individuos.

La gonorrea tiene un corto período de incubación y los síntomas aparecen de 2 a 5 días después del contacto sexual. Cuando las mujeres tienen síntomas, con frecuencia observan: secreción vaginal, aumento de la frecuencia urinaria y molestia urinaria (disuria). La diseminación del organismo a las trompas de Falopio y al abdomen puede causar dolor abdominal bajo, al igual que fiebre.

Finalmente, la gonorrea puede causar cicatrización de las trompas de Falopio y esterilidad permanente o incapacidad para quedar embarazada. La formación de tejido de cicatrización alrededor del útero y las trompas puede causar relaciones sexuales dolorosas (dispareunia) y dolor crónico en la pelvis.

La gonorrea frecuentemente se asocia con la presencia de otras enfermedades de transmisión sexual. Aproximadamente la mitad de las mujeres con gonorrea también están infectadas con Clamidia, otra ETS muy común que puede causar esterilidad. Por esta razón, las mujeres que han contraído la gonorrea deben solicitar que se les realicen exámenes para otras enfermedades de transmisión sexual, incluyendo el SIDA.

2.14 .- EXÁMENES Y PRUEBASą LA GONORREA FEMENINA

La gonorrea se puede identificar de manera más rápida cuando se observan los organismos bajo el microscopio en una muestra tomada del cuello uterino; sin embargo, aunque este método es el más rápido, no es el más acertado.

La realización de cultivos suministra evidencia absoluta de la infección. Los organismos de Neisseria gonorrhea pueden crecer en cualquier tejido del cuerpo y pueden ser cultivados fácilmente de casi cualquier parte usando técnicas de cultivo estándar.

En los casos en los que el médico sospeche la presencia de gonorrea, se deben tomar muestras del cuello uterino, la vagina, el ano, la uretra y la garganta (faringe). Los laboratorios pueden dar un diagnóstico preliminar generalmente en 24 horas y confirmarlo en 72.

2.15 .- EL TRATAMIENTOą LA GONORREA FEMENINA

Existen dos aspectos por considerar en el tratamiento de una enfermedad de transmisión sexual, especialmente si se trata de una enfermedad que se propaga tan fácilmente como en el caso de la gonorrea. El primer aspecto es curar a la persona afectada y el segundo aspecto lo constituye la localización y examinación de todos los otros contactos sexuales y su tratamiento para evitar una mayor diseminación de la enfermedad.

Esa es la razón por la cual la notificación obligatoria de la enfermedad ha sido instituida y, hasta hace poco, ha mantenido el número de casos de gonorrea en un nivel bajo; sin embargo, el número de infecciones está aumentando de nuevo.

Aunque la penicilina es efectiva contra la gonorrea, ha habido un incremento en el número de cepas de gonorrea resistentes a las penicilinas, es decir que no responden al tratamiento con este medicamento. Por esta razón, la gonorrea es ahora tratada con un gran número de nuevos y muy potentes antibióticos. Más recientemente, la resistencia a los antibióticos como ciprofloxacino, ofloxacino (o levofloxacino) y enoxacino, se ha convertido en un problema.

La prescripción común es uno de las siguientes:

Es muy importante que la paciente acuda al médico para una consulta de seguimiento a los siete días, para revisar de nuevo los cultivos y confirmar la curación de la infección, especialmente en las mujeres que no presenten síntomas asociados con la infección.

2.16 EXPECTATIVAS (PRONÓSTICO)

Cuando la gonorrea se trata inmediatamente después de su inicio, es muy posible que el resultado sea bueno lo que quiere decir que no se habrán presentado cicatrices permanentes y que se conservará la fertilidad. Cuando se restrasa el tratamiento hay una mayor posibilidad de complicación y una alta probabilidad de esterilidad.

2.17 COMPLICACIONES

La gonorrea sin tratamiento puede propagarse a otras partes del cuerpo y causar infección diseminada. La siguiente es una lista de las posibles complicaciones:

2.18 SITUACIONES QUE REQUIEREN UN ESPECIALISTA MÉDICO

Se debe buscar asistencia médica inmediata si se presentan síntomas que sugieran la presencia de gonorrea. Si la persona tiene pocos recursos o no está afiliada al sistema de seguridad social, las instituciones hospitalarias que atienden pacientes con enfermedades de transmisión sexual, financiadas por el Estado pueden ayudarle con el diagnóstico y el tratamiento de este tipo de enfermedades, sin costo alguno. Este servicio permite al Estado tener información estadística precisa sobre el número de casos y hacer un manejo de otras personas que son contactos, con el fin de evitar la propagación de la enfermedad.

Las mujeres que tengan prácticas sexuales de alto riesgo, como sexo sin protección, múltiples compañeros, compañeros desconocidos, etc, deben ser examinadas periódicamente para verificar la presencia de la enfermedad asintomática. ESPACIO

2.19 .- PREVENCIÓNą LA GONORREA FEMENINA

La abstinencia es el único método absoluto para prevenir la gonorrea. Se recomienda la relación sexual monogámica con un individuo exento de cualquier ETS. El uso de condones, tanto femeninos como masculinos, disminuye ostensiblemente la posibilidad de contraer una enfermedad de transmisión sexual, pero SE DEBEN USAR ADECUADAMENTE, desde el principio hasta el final de la actividad sexual y además, TODAS las veces que la persona se comprometa en actividades sexuales con un compañero no monógamo o sospechoso de estar contagiado. Los condones son baratos comparado con las consecuencias que acarrea el contraer una enfermedad de transmisión sexual.

El tratamiento de todos los compañeros sexuales es indispensable para prevenir la reinfección y es la principal razón para que el gobierno haya implementado la notificación obligatoria. La gonorrea es aún relativamente fácil de curar y la erradicación total de la enfermedad es, en teoría, por lo menos posible, ya que el organismo que la causa parece que existe solamente en las membranas mucosas de los seres humanos. . ESPACIO

2.20 .- GONOCOCEMIA DISEMINADA

Gonococemia diseminada o bacteriemia gonocócica es una enfermedad de transmisión sexual, causada por la bacteria Neisseria gonorrhoeae.

2.21 .- SÍNTOMAS DE LA GONOCOCEMIA DISEMINADA

La combinación de erupción cutánea, dolor y tendones inflamados algunas veces se conoce como síndrome de tenosinovitis-dermatitis.

2.22 .- CAUSASą LA GONOCOCEMIA DISEMINADA

La gonorrea es una de las enfermedades infecciosas más comunes y cualquier persona que tenga algún tipo de relación sexual la puede contraer. La infección se puede diseminar a través de la boca, la vagina, el pene o el ano.

La gonococemia diseminada puede ser muy grave. Generalmente se desarrolla alrededor de varios días a 2 semanas después de la infección de gonorrea primaria. La infección se disemina a través del torrente sanguíneo a otras partes del cuerpo y una mujer infectada se la puede transmitir a su bebé recién nacido durante el parto.

Todos los estados en los Estados Unidos exigen que los médicos notifiquen al State Board of Health acerca de cualquier caso diagnosticado de gonorrea. Esto se hace para garantizar que el paciente reciba los cuidados de seguimiento apropiados y que cualquier persona que haya tenido contacto sexual con el paciente sea encontrada y examinada.

Más de 700.000 personas en los Estados Unidos adquieren la gonorrea todos los años, según los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC). En general, la gonorrea es más común en personas de 20 a 24 años de edad.

La enfermedad es más común en las ciudades grandes, en las áreas centrales de las ciudades, en poblaciones con bajos niveles globales de educación y personas con bajo nivel socioeconómico.

Los factores de riesgo abarcan el hecho de tener múltiples parejas sexuales, tener una pareja con antecedentes de cualquier enfermedad de transmisión sexual y tener relaciones sexuales sin usar un condón.

2.23 .- EXÁMENES Y PRUEBASą LA GONOCOCEMIA DISEMINADA

La gonorrea a menudo está asociada con la presencia de otras enfermedades de transmisión sexual. Cerca de la mitad de mujeres con gonorrea también están infectadas con clamidia, otra enfermedad de transmisión sexual muy común que puede producir esterilidad. En caso de tener gonorrea, se deben solicitar exámenes para otras enfermedades de transmisión sexual, incluyendo SIDA.

Los cultivos (células que crecen en una caja de Petri) suministran prueba absoluta de una infección de gonorrea. Generalmente, las muestras para un cultivo se toman del cuello uterino, la vagina, la uretra, el ano o la garganta. Los cultivos pueden suministrar un diagnóstico preliminar a menudo dentro de las 24 horas siguientes y un diagnóstico confirmado dentro de 72 horas.

Ver:

2.24 .-EL TRATAMIENTOą LA GONOCOCEMIA DISEMINADA

Existen dos objetivos en el tratamiento de una enfermedad de transmisión sexual; especialmente, si se trata de una enfermedad que se propaga tan fácilmente, como la gonorrea. El primero es curar la infección en el paciente y el segundo localizar y examinar a todas las otras personas con las cuales el paciente tuvo contacto y tratarlas para evitar una mayor diseminación de la enfermedad.

Anteriormente, se solía administrar penicilina a pacientes con gonorrea, pero ya no se usa con tanta frecuencia, debido a que algunos tipos de las bacterias de la gonorrea ya no responden a la droga. Esto se denomina resistencia antibiótica y es una gran amenaza para la salud pública porque no se pueden destruir las bacterias con los medicamentos antibióticos usuales.

La bacteria responsable de la gonorrea está logrando una resistencia cada vez mayor a otro tipo de antibióticos llamado fluoroquinolonas, como ciprofloxacina, ofloxacina o levofloxacina. Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos ahora desaconsejan utilizar estos medicamentos para tratar la gonorrea.

La gonorrea ahora se trata con antibióticos potentes, llamados cefalosporinas, como ceftriaxona (Rocephin). En el caso de la gonococemia, el tratamiento por lo general se inicia con antibióticos intravenosos, en vez de orales. Dado que la clamidia frecuentemente ocurre junto con la gonorrea, el tratamiento para la primera a menudo se administra al mismo tiempo.

Es muy importante que el paciente haga una consulta de seguimiento después del tratamiento para revisar los exámenes de laboratorio y confirmar la curación de la infección.

2 .25 .- EXPECTATIVAS (PRONÓSTICO)

Con el tratamiento apropiado, se espera que el resultado sea bueno. Cuando el tratamiento se demora, hay una mayor probabilidad de sufrir complicaciones.

2.26 .- COMPLICACIONES

2.27 .-SITUACIONES QUE REQUIEREN UN ESPECIALISTA MÉDICO

Se debe consultar con el médico especialista si se presentan síntomas de gonococemia diseminada.

2.28 .-PREVENCIÓNą LA GONOCOCEMIA DISEMINADA

La abstinencia es la única forma segura de prevención, aunque hay otras formas de prevención como practicar el sexo seguro o sostener relaciones monogámicas con un compañero libre de la enfermedad.

Los condones de látex ayudan a proteger contra la gonorrea y otras enfermedades de transmisión sexual cuando no se sabe el estado de salud de la pareja.

Es esencial el tratamiento de todas las parejas sexuales de una persona con infección comprobada para prevenir una posterior diseminación o recurrencia de la infección.

2.29 .-HOMEOPATÍA PARA LA GONORREA O BLENORRAGIA

A continuación presentamos algunos de los remedios homeopáticos que más éxito han tenido al tratar la gonorrea o blenorragia.

En caso de tener esta afección visite a un homeópata o profesional de la salud para que le dé el tratamiento adecuado a su sintomatología. Si desea saber más sobre el remedio homeopático pinche en su nombre.

2.30 .-REMEDIOS HOMEOPÁTICOS PARA LA GONORREA

Medorrhinum(+++) Para los efectos constitucionales de la blenorragia mal tratada y suprimida; en afecciones crónicas femeninas (ovaritis, salpingitis, quistes, fibromas, etc.) que datan de una infección gonorreica; cuando hay antecedentes personales o hereditarios de blenorragia; en mujeres que tienen flujo abundante, purulento o no, desde su casamiento; en niños pálidos, raquíticos, muy chicos de tamaño, detenidos en su crecimiento y mentalmente deficientes, con padres que han tenido blenorragia. En todos estos casos, Medorrhinum está indicado cuando el remedio mejor elegido falla en mejorar o curar permanentemente.

2.31 .-¿EL PRESERVATIVO ES EFICAZ PARA EVITAR EL CONTAGIO?

En términos generales, es altamente efectivo. Sin embargo, es común que el preservativo se use de manera errónea, y esto expone a las personas al riesgo de infectarse.

Además, la protección no es absoluta. Siempre existen casos en que, a pesar del preservativo, la enfermedad se transmite. Claro está, esos casos son poco frecuentes.

2.32.- SI UNA PERSONA SE CONTAGIÓ CON GONORREA, ¿ESTÁ PROTEGIDA DE UNA NUEVA INFECCIÓN POR ESA ENFERMEDAD?

Claro que no. Una persona puede infectarse varias veces en la vida, porque la gonorrea no produce inmunidad natural. Así, los pacientes que han sido tratados pueden adquirir de nuevo el germen si tienen contacto sexual con personas infectadas.

2.33 .-¿EXISTE ALGUNA VACUNA PARA EVITAR EL CONTAGIO?

Desafortunadamente no existen vacunas para prevenir el contagio. Por eso la prevención y el tratamiento oportuno son fundamentales.

2.34 .- ¿CUÁNTO TIEMPO PUEDE UNA PERSONA CONTAGIAR LA GONORREA?

La gonorrea es infecciosa en el tanto no se instaure el tratamiento. Esto representa un grave problema de salud pública, en el sentido de que muchas personas tienen una gonorrea y no lo saben, por lo cual son una fuente de contagio por años.

2.35.- MANIFESTACIONES

Lamentablemente, en más de la mitad de las mujeres no hay síntomas, o estos son tan inespecíficos y transitorios que la mujer no se percata de la enfermedad.En el caso de los hombres, afortunadamente el 90% suele tener síntomas evidentes, lo cual lleva al varón a acudir a la consulta.

2.36.- ¿CUÁNDO APARECEN LOS SÍNTOMAS?

Las molestias se presentan entre los tres y cinco días después de la relación sexual infectante. En algunas personas, los síntomas pueden tardar un mes en aparecer. En los casos en que no hay síntomas, no se puede calcular cuándo se contrajo la infección.

Monografias.com