Cesar Vallejo. O la poesía comprometida



Un momento en el tiempo

A la poesía y al poeta Cesar Abraham Vallejo, solo se le puede aplicar un adjetivo: intenso, inmensamente humano este ser luminoso nace un 19 de marzo de 1892, hace 110 años vio la luz en el Perú, para ser más exacto en Santiago del Chuco. Comienza sus estudios de primaria en su ciudad natal hacia el año 1900, transito expedito, que culmina cuando lo encontramos en 1910 como estudiante en la facultad de letras de la Universidad de la Libertad en Trujillo, Lima; estudios no culminados debido a serias dificultades económicas, que lo obligan a regresar a Santiago del Chuco.

Tiene que dedicarse a trabajar y ahorrar para seguir estudiando, lo hace como ayudante de cajero en una haciendo azucarera, este transito por una vida sencilla, de estrechez, lo pone en contacto con el campesinado, sus miserias y sus dolores, se despierta una especial sensibilidad hacia lo improbable de la injusticia, hacia los desposeídos y el dolor de sus causas.

Nuevo derrotero y disposición

En este lapso empieza a escribir poesía. En 1913 regresa a Lima y decide continuar estudios de Filosofía y letras, en la Universidad de la Libertad, hay una fuerte determinación en este intento y para lograr este objetivo se ayuda económicamente dando clase de botánica y anatomía, a la vez que participa activamente en la vida cultural de Trujillo. Consigue el nombramiento de Director de la Biblioteca de la Asociación Preceptores, y luego es nombrado secretario de la misma. En 1915, escribe una brillante tesis que titula: "El romanticismo en la poesía castellana", que al ser presentada para optar al titulo de bachiller en letras, es aprobado con honores y merece el premio de ser editada.

Iluminaciones

Su incesante obra poética continua, escribiendo y declamando en publico, va perfilándose una obra que se iba consustanciando con el humanismo mas acendrado, en la poesía de Vallejo iba cuajándose un conjunto de premisas, cuyos orígenes siempre estaban relacionados con el dolor y las pasiones humanas. En 1917 su colaboración en los diarios de Trujillo, da a conocer las primeras versiones de los poemas que conformarían su poemario "Los heraldos negros". Aquí esta la incertidumbre, el dolor, la denuncia: "Hasta cuando la Duda nos brindara blasones – por haber padecido... hasta cuando este valle de lagrimas, a donde – yo nunca dije que me trajeran." (Poema Nº. 81).

Por esta época, el poeta reconoce haber abandonado las lecturas de Manuel Acuña, Julio Flores, Juan de Dios Peza, Salvador Díaz Mirón, Manuel Gutiérrez Najera y se inclina a otros poetas, José Santos Chocano, Rubén Darío, Amado Nervo. Se familiariza con la poesía francesa, conoce de la poesía de Walt Whitman, Maeterlinck, Kierkegaard, es estudioso y revisor del movimiento romántico y sus representantes: Manuel José Quintana, José Maria Heredia y Heredia, José Zorrilla y del Moral, José de Espronceda.

Caminante no hay Camino

En 1918, ingresa a la facultad de letras de la Universidad de San Marcos, su vida sigue siendo un cúmulo de luchas y privaciones, su sensibilidad y su angustia de todos los días da como resultado la publicación de Los heraldos negros", con una muy buena aceptación de la critica. El poeta en año de 1920, se ve envuelto en un incidente político, que incluyo amotinamiento y la muerte de un ciudadano, saqueo e incendio de un negocio de Carlos Santa María. En un comunicado en un diario de Trujillo, "La Reforma" se defiende: "Me he quedado sorprendido y admirado de la calumnia tan brutal con la que pretende morderme dicho Santa Maria, protesto enérgicamente de ella, en tanto hago valer mis derechos ante semejante infamia de la justicia". Pese a esto lógicos veraces y apasionados argumentos es encausado el 31 de agosto y preso, el 7 de septiembre, profesores e intelectuales en apoyo al poeta considerando la injusticia que estaba cometiendo, abogan por su libertad, y se logra su libertad condicional el 26 de febrero de 1921.

Este año gana el primer premio de la Sociedad Femenina con su cuento titulado: "Mas allá de la vida y de la muerte". En noviembre de 1922 esta en la calle su nuevo poemario "Trilce". La critica se refiera a la obra como: "Un nuevo libro incomprensible y estrambótico". Vallejo reconoce, que: "El libro ha nacido en el mayor vacío. Soy responsable de él, Asumo toda la responsabilidad de su estética". Libro de vanguardia, poesía adelantada, nueva interpretación, un nuevo lenguaje, duro y despótico, avasallador, existen en este poemario un conjunto de valores artísticos y estéticos que marcan un verdadero avances y cambios en la poética afrogriegalatinohispanoamericana, que a esta nueva caracterización del lenguaje su poesía es indudable avanza hacia la ternura más cercana, a lo imposible de la palabra. "Caracterizados los puntos mas altos del amor de ser mayúsculo, bebo ayuno absorbo heroína para la pena, para el latido lacio y contra toda corección. (sic) (Trilce. Poema Nº 94).

Europa, otro mundo, otra visión

El 17 de junio se embarca para Europa en el vapor "Oroya", en Paris vive cerca del "Follies Bergere", de inmediato empieza a escribir una serie de colaboraciones para "El Norte" de Trujillo, todas ellas llevan como titulo general "Desde Europa", colabora también con "L´Amerique latine" de Paris, "Alfar" de la Coruña, y "España" de Madrid. Empieza una nueva etapa de dificultades económicas, en 1924, Vallejo se encuentra en una dura lucha por la vida y por su formación humanística. Gestiona una beca en España, desde septiembre se aloja en el taller de Máx. Jiménez, escultor nicaragüense, hace amistad con Vicente Huidobro, Juan Gris, Juan Larrea, hace amistad con Pablo Neruda, Tristán Tzara, y otros intelectuales del extraordinario movimiento artístico en la Capital francesa.

En diciembre mejora su salud y su situación económica le pagan su traducción de "En el Perú, en torno al continente latino" libro del General Manguin. Comienza a escribir "Poemas en prosa" Y "Hacia el reino de los Sciris

Su conversión y su militancia

En 1928 conoce a Georgette Marie Philippart Travers o Georgette Vallejo (París, 1908-Lima, 1984), fue una escritora y poeta francesa, con quien contrae matrimonio. Después de la muerte de su esposo en 1938, conservó abnegadamente todos sus manuscritos, salvándolos de una segura desaparición durante los años de la ocupación alemana de París y luchó durante el resto de su vida por difundir el legado vallejiano. De no ser por su fervorosa dedicación, la obra literaria de Vallejo no tendría ahora la difusión mundial que tiene y el ahora reconocido ampliamente como "poeta universal" sólo sería una figura más de la literatura peruana.

El poeta el 19 de octubre de 1929, emprende un viaja a Rusia, en el ínterin conoce Berlín y Budapest. Expresa: "Voy sintiéndome revolucionario, por experiencias vividas mas que por ideas aprendidas". Retorna a París y funda la célula parisina del Partido Socialista que había fundado Mariátegui en su patria (después denominado Partido Comunista Peruano). Enterado de la fundación del partido comunista del Perú, suscribe junto a A. Balzan, J. Paiva, E Ravines, J Seoane y D. Tello una: "Tesis sobre la acción por desarrollar en el Perú" y funda una célula del partido en Paris. El 3 de febrero de 1929 publica su primer articulo en el diario "El comercio" de Lima, lo titula "Megalomanía de un continente" lee y se instruye en el Marxismo, en septiembre realiza su segundo viaje a la Unión Soviética, su afán lo lleva Berlín, Leningrado, Moscú, Varsovia, Praga, Colonia, Viena, Budapest, Trieste, Venecia, Florencia, Roma, Pisa y la Costa Azul.

Ya en 1930 su militancia comunista se acentúa, participa en reuniones clandestinas, todo esto y sus viajes a Rusia, provocan la vigilancia continua, la dirección de seguridad del Ministerio del Interior, por decreto del 2 de diciembre lo expulsan de Francia. Sale con Georgette hacia Madrid. Instalado cerca de la plaza de toros, colabora con algunos diarios: "Estampas", "Ahora", "La Voz"; se inscribe en el Partido Comunista Español. Amigo de Federico García Lorca, Francisco Ibáñez, Luis Panero, conoce a Miguel de Unamuno. En Julio de 1931, publica "Rusia en 1931, Reflexiones al pie del Kremlin", agota tres ediciones en cuatro meses. En octubre viaja por tercera vez a Rusia, participa nuevamente en el Congreso Internacional de Escritores. Comienza a redactar "Rusia ante el segundo plan quinquenal", que ningún editor acepto, igual suerte corre "Lock-out" y "Entre las orillas corre el río".

Los años del sueño

Inicia la redacción de los poemas que posteriormente van a formar parte del libro "Poemas Humanos" labor que le llevara hasta 1937. En 1932 esta de nuevo en Paris, por gestiones ante el Ministro Camille Chautemps, se le autoriza a permanecer en la ciudad. El 11 de octubre de 1934, contre matrimonio con su compañera Georgette. Intensa labor de militancia y de literatura, entre 1934 y 1937, escribe 2 guiones cinematográficos: ("Charlot contra Chaplin" y otro sobre "Colacho hermanos". Escribe cuentos: "Las dos soras, "El niño Carrizo", "Viaje alrededor del porvenir" y "El vencedor" Marxista incondicional colabora en la creación de los "Comités de defensa de la Republica española". En 1937 es delegado del Perú ante el "Segundo Congreso Internacional de Escritores". Escribe artículos sobre la tragedia española que son publicados en el "Repertorio Americano" de San José de Costa Rica. Escribe los últimos versos de su libro "Poemas Humanos" "Pero, volviendo a lo nuestro – y al verso que decía, fuera entonces – que vi que el hombre es malnacido, - malvivo, mal muerto, mal moribundo" (Poema Nº 75) y de "España aparta de mi este cáliz" La esperanza resuelta en la fe de un mundo mas ético, moral: "Entonces, todos los hombres de la tierra - le rodearon; les vio el cadáver triste, emocionado; - incorpórese lentamente – abrazo al primer hombre; echóse a andar..". (Poema Nº. 81). Escribe su obra de teatro "La piedra cansada". En 1938 el poeta inconmensurable, el humanista consustanciado por el amor hacia el prójimo, esta cansado, el 24 de marzo cae en estado de postración y es trasladado a la clínica del 95 boulevard, de Paris, a comienzos de abril se agudiza el mal, el día 11 entra en agonía, y fallece el 15 de abril de 1938, eran las 9,20 am. En ese instante entra a la gloria, Cesar Vallejo, uno de los más importantes poetas afrogriegohispanolatinoamericano de cualquier tiempo; su simbólica poesía sustancialmente universal, llega a todos los hombres y mujeres del mundo que se acercan al lenguaje de Cesar Vallejo es por esto, que la humanidad siente tan suyo a Vallejo, sintiendo así, como suyos, los grandes padecimientos, dolores, padecimientos, sufrimientos, que él vivía y reflejaba en su poesía en este iluminado se puede sentir la inconfundible compasión por el prójimo, el desprotegido, esos pobres de todas nuestras latitudes, su canto tierno y conmovido hacia la vida cotidiana, y el amor hogareño que presente estuvo siempre en la mente y el corazón de este hombre, de este poeta que murió de universo, que murió de vida, y que, después de muerto, bien se podría decir, usando un verso suyo, que "su cadáver estaba lleno de mundos" se puede leer en su poesía.

Solía escribir con el dedo grande en el aire:

Fragmento final.

Lo han matado suavementeentre el cabello de su mujer, la Juana Vásquez,a la hora del fuego, al año del balazoy cuando andaba cerca ya de todo.Pedro Rojas, así, después de muerto,se levantó, besó su catafalco ensangrentado,lloró por Españay volvió a escribir con el dedo en el aire:¡¡Viban (sic) los compañeros! Pedro Roja!!.Su cadáver estaba lleno de mundo.

Pero además Vallejo era capaz de escribir así:

El poeta a su amada.Amada, en esta noche tú te has crucificadosobre los dos maderos curvados de mi beso;y tu pena me ha dicho que Jesús ha llorado,y que hay un viernes santo más dulce que ese beso.En esta noche clara que tanto me has mirado,la Muerte ha estado alegre y ha cantado en su hueso.En esta noche de setiembre se ha oficiadomi segunda caída y el más humano beso.Amada, moriremos los dos juntos, muy juntos;se irá secando a pausas nuestra excelsa amargura;y habrán tocado a sombra nuestros labios difuntos.Y ya no habrá reproches en tus ojos benditos;ni volveré a ofenderte. Y en una sepulturalos dos nos dormiremos, como dos hermanitos.

Expresión legitima de sentimientos, en su poesía, unida a la infinita y grande responsabilidad de ser hombre, conmovido y consecuente delante de las tragedias de su época del sentimiento trágico de la guerra que infundio en él está solidaridad que lo lleva a asumir el cristianismo en su mejor acepción, Amor, Solidaridad, Comprensión, Piedad, Tolerancia, y Compromiso.

En él su comunismo era retorico y contribuyente. Delante del ser humano, hombre, mujer o niño, solo era un sentimiento puro de rescate hacia la pureza y el origen del ser humano en sus dos vertientes más originales, Creación o Evolución que filosofando de la manera más liberal no se contradicen, más bien tienen demasiados encuentros, capítulos, momentos; argumentos que se complementan, que al igual que en Vallejo no hay contradicciones entre su Comunismo y su cristianismo, reflejados de una manera tan importante y grandiosa en su poesía.

 

 

Autor:

Domingo Chacón