Monografías Plus »

Preparación del jefe de departamento de la escuela de idiomas para el desarrollo de la comunicación oral del Inglés



Monografias.com

Introducción

La Política Educacional Cubana actual, definida en la Plataforma Programática del Primer Congreso del Partido Comunista de Cuba y la Constitución de la República, establece cuáles son las áreas culturales de la educación que se consideran fundamentales para un desarrollo armónico de la personalidad de los educandos. Entre estas áreas se encuentra la educación del lenguaje para la comunicación, incluyéndose tanto la lengua materna como una o más lenguas extranjeras.

La enseñanza de lenguas extranjeras ha recorrido un largo camino en su desarrollo histórico. Durante varios siglos, sin embargo, los basamentos teóricos que se formularon resultaron insuficientes para poder sustentar una metodología. Lo más destacado de este período anterior al sigo XIX fueron las ideas de J. Comenius acerca de la enseñanza de las lenguas. En el siglo XVII Comenius hablaba de técnicas para este tipo de enseñanza como el uso de la imitación en lugar de la explicación de reglas, la combinación de la práctica de la lectura con la expresión oral, y la necesidad de hacer la enseñanza más significativa a partir del uso de láminas.

El proceso de enseñanza-aprendizaje de lenguas extranjeras se rige por las leyes generales de la didáctica que expresan las regularidades objetivas que se establecen entre el proceso de enseñanza-aprendizaje y la sociedad, es decir, entre el objetivo y la necesidad social.

Es preciso, por tanto, fortalecer la preparación de los jefes de departamento de la escuela de idiomas para el desarrollo dela comunicación en idioma Inglés.

Sin embargo la preparación de los jefes de departamento de la escuela de idiomas por el metodólogo provincial para el desarrollo del idioma Inglés presenta barreras en su gestión. Entre ellas:

Lo anterior permite afirmar la necesidad de preparar a los jefes de departamento de la Educación de Adultos para desarrollar la comunicación oral en sus estudiantes.

Con el objetivo de ahondar en las tendencias contemporáneas acerca de la preparación de los directivos de la educación de Adultos, se propone en este trabajo Sistematizar los principales referentes acerca de la preparación del jefe de departamento de la Educación de Adultos para el desarrollo de la comunicación oral del Inglés.

Desarrollo

La preparación del jefe de departamento de la escuela de idiomas se gestiona por el metodólogo provincial a partir de las necesidades e intereses de los primeros, mediante las acciones del trabajo metodológico y la superación profesional.

El término preparación tiene su antecedente etimológico en praeparatio, una palabra latina. El concepto se emplea para nombrar al proceso y al resultado de preparar (elaborar una cosa, disponer de algo para cumplir con un fin). Preparar, en este sentido, equivale a producir, fabricar o desarrollar algo.

En este trabajo se asume el concepto de Fernández (2013: 23) que lo entiende como el resultado con carácter procesal de la apropiación y actualización de conocimientos, el desarrollo de habilidades y actitudes mediante un entrenamiento o una práctica con una concepción sistémica y sistemática a partir de las necesidades individuales y las exigencias sociales.

Las preparaciones establecidas para los directivos educacionales, en los que se incluyen los jefes de departamentos en cada nivel educativo, son la político-ideológica, para la defensa, en dirección, jurídica, económica, en el uso de la tecnología (Acuerdo del Consejo de Estado, 2011), pedagógico-metodológica y científico-técnica (RM 200/14, Reglamento del trabajo metodológico del Ministerio de Educación).

Esta preparación es necesaria gestionarla. Para profundizar en la gestión de la preparación de los jefes de departamento de las escuelas de idiomas es preciso determinar los principales referentes teóricos acerca de la gestión.

Pozner (2000: 8), respecto del concepto de gestión escolar, planteó que ésta puede ser entendida como "el conjunto de acciones, articuladas entre sí, que emprende el equipo directivo en una escuela, para promover y posibilitar la consecución de la intencionalidad pedagógica en y con la comunidad educativa". Esta autora plantea que, aparte de la ejecución de reglamentaciones, la gestión escolar debe preocuparse además de la calidad y cantidad de los aprendizajes que se produzcan en la institución educativa.

Algunos autores de la región (América Latina) hablan frecuentemente de gestión, utilizando el término de dirección con un sentido estrecho para designar una función, aquella que otros autores especialmente los cubanos identifican como realización.

Al analizar el término de gestión en los diccionarios especializados encontramos lo siguiente (1) la acción de gestionar o administrar.

Mary Parker Follet define la dirección como "el arte de lograr que se hagan ciertas cosas a través de las personas". (2) Esta definición se caracteriza por considerar que el director de la organización logra sus propósitos haciendo que otros hagan las tareas que se requieran.

Según Stoner es el "proceso de planear, organizar, dirigir y controlar los esfuerzos de los miembros de la organización y de aplicar los demás recursos de ella para alcanzar las metas establecidas". (3) Esta definición con un carácter de proceso establece como esencia el logro de los objetivos de la organización.

La docencia es una comunicación organizada y continuada, encaminada a la formación de los individuos a partir de un proceso de enseñanza aprendizaje ofreciéndoles herramientas para la asimilación de los elementos de su cultura y que les permita ocupar posteriormente su lugar como miembros adultos de la sociedad.

La gestión se aplica, además, a la docencia. Para Cassasus J. es la "capacidad de generar una relación adecuada entre la estructura, la estrategia, los sistemas, el estilo, las capacidades, la gente y los objetivos superiores de la organización considerada".

La gestión de la docencia es un proceso de trabajo institucional en el cual, por medio de la acción consciente de unos hombres sobre otros se opera y desarrolla el proceso docente, es desarrollar eficazmente la docencia, así como los recursos financieros humanos y físicos, con el fin de lograr resultados definidos como relevantes para la institución y la sociedad.

La gestión de la preparación de los jefes de departamento de las escuelas de idiomas se organiza y planifica desde el trabajo metodológico y la superación profesional.

El trabajo metodológico es el sistema de actividades que de forma permanente y sistemática se diseña y se ejecuta por los cuadros de dirección, funcionarios y los docentes en los diferentes niveles de educación para garantizar las transformaciones dirigidas a la ejecución eficiente del proceso docente educativo, y que, en combinación con las diferentes formas de superación profesional y postgraduada, permiten alcanzar la idoneidad de los cuadros y del personal docente Se diseña en cada escuela en correspondencia con el diagnóstico realizado. (RM 200/14)

El trabajo metodológico no es espontáneo; es una actividad planificada y dinámica y entre sus elementos predominantes se encuentran: el diagnóstico, la demostración, el debate científico y el control.

Dentro de la optimización del proceso educativo, el trabajo metodológico constituye la vía principal para la preparación de los docentes con vistas a lograr la concreción del sistema de influencias que permiten dar cumplimiento a las direcciones principales del trabajo educacional así como a las prioridades de cada enseñanza.

El trabajo docente-metodológico tiene como direcciones fundamentales la científico-metodológica y la docente-metodológica. En los últimos años el trabajo metodológico se ha venido adecuando a las diferentes circunstancias y condiciones objetivas en que se prepara y desarrolla el personal que labora en la educación, en un contexto que exige un proceso educativo cada vez más complejo.

El contenido del trabajo metodológico comprende:

De ello se deriva que el trabajo metodológico sea considerado la vía fundamental para concretar la manera de lograr decisivamente la elevación de la calidad de la educación; ya que es, a su vez, una forma cualitativamente superior de dirección educacional, es la manifestación en el plano didáctico de una dirección estratégica.

Se asume la definición de superación profesional de Añorga (1995: 34) que la entiende como el "conjunto de procesos de enseñanza-aprendizaje que posibilita a los graduados universitarios la adquisición y el perfeccionamiento continuo de los conocimientos y habilidades requeridas para un mejor desempeño de sus responsabilidades y funciones laborales", criterios a los que se adscribe esta investigación.

La superación de los directivos educacionales en Cuba es uno de los componentes de un subsistema del sistema de trabajo con los cuadros. Se define en el Artículo 1, Capítulo 1, del Decreto Ley No. 82 del año 1984 del Consejo de Estado de la República de Cuba como "...el conjunto de actividades, funciones y tareas que deben llevarse a cabo para aplicar de modo uniforme y sistemático la política a seguir con los cuadros".

La revisión de la literatura científica consultada, permite afirmar, que en las últimas décadas se ha ido logrando consenso en la necesidad de perfeccionar el proceso de superación profesional de los directivos educacionales, a partir de las demandas que plantea la sociedad a la educación.

El trabajo metodológico y la superación profesional se desarrollan en el marco de un proceso pedagógico que tiene entre sus principios:

El tema de la investigación abordará la relación entre las últimas tres categorías mediante la preparación de los jefes de departamentos de las escuelas de idiomas para el desarrollo de la comunicación oral del Inglés.

Un acercamiento al concepto de comunicación permite constatar las posiciones de González Castro, V. (1989) que plantea que la comunicación es un proceso de interacción social a través de símbolos de sistemas de mensajes que se producen como parte de la actividad humana.

También puede entenderse como intercambio, diálogo, vida en sociedad, todo ello relacionado indisolublemente con las necesidades productivas de los hombres y no puede existir sin el lenguaje. No solo es importante el conocimiento de la teoría de la comunicación en lo que a su función informativa se refiere, la comunicación es un proceso mucho más complejo en el que están implicadas las personalidades de los que se comunica.

González Rey, F. (1995:15) dice que "la comunicación es un proceso esencial de toda la actividad humana, ya que se basa en la calidad de los sistemas interactivos en que el sujeto se desempeña, y además tiene un papel fundamental en la atmósfera psicológica de todo grupo humano".

Ortiz Torres, E. (1996) comparte los criterios dados por Fernando González Rey, del carácter teórico-metodológico de la relación entre la personalidad y la comunicación, ya que el hombre se implica como personalidad en el proceso educativo, la personalidad debe ser estudiada a partir de los contextos comunicativos.

Solo a través de la comunicación las personas se expresan y descubren sus irregularidades esenciales; el hombre como personalidad es el sujeto del proceso comunicativo.

Baxter Pérez, E. (2001:32) la define como "el proceso por medio del cual el hombre, utilizando palabras, gestos y símbolos, intercambian una información o idea; o como la actividad consciente que se establece cuando dos o más personas se interrelacionan, con un motivo definido mediante el lenguaje (bien sea oral o escrito)".

Pérez Martín, L. M. (2004:40) plantea que es "el proceso de interacción entre los sujetos, mediante el cual se producen influencias mutuas que los modifican".

La autora del presente trabajo registra el proceso como toda transmisión de información y no solo en el acto comunicativo, mediante el lenguaje verbal. El proceso comunicativo, también puede originarse entre máquinas, entre una máquina y un ser humano y entre seres humanos.

Se infiere que la mayoría de los autores identifican el concepto de comunicación como un proceso, es así que a través de esta, además de transmitir conocimientos, el estudiante expresa sus vivencias, valoraciones, sentimientos, pensamientos, estados de ánimo, en la que interviene su personalidad, su conciencia individual, el lugar que ocupa en la sociedad.

Sin embargo la preparación de los jefes de departamento de la escuela de idiomas por el metodólogo provincial para el desarrollo del idioma Inglés presenta barreras en su gestión. Entre ellas:

Lo anterior permite afirmar la necesidad de preparar a los jefes de departamento de la Educación de Adultos para desarrollar la comunicación oral en sus estudiantes.

Conclusiones

La preparación de los jefes de departamento de las escuelas de idiomas para el desarrollo de la comunicación oral se realiza mediante el trabajo metodológico y la superación profesional, a partir de las necesidades e intereses de los sujetos participantes.

La enseñanza del idioma Inglés en Cuba constituye una prioridad en el ciclo de formación general y responde a la política educacional que demanda la filosofía educativa contemporánea.

Bibliografía

Año 2017.

 

 

 

Autor:

Lic Verónica de la Caridad González Peña.