Monografías Plus »

Problemática de la familia en el Perú



Resumen

Las familias han evolucionado a lo largo del tiempo, pero siempre han sido la base de las sociedades y el primer centro de formación de los hijos, por lo cual siempre se ha querido una excelente crianza de parte de los padres. En la actualidad, la institución de la familia está pasando por conflictos generados por los cambios sociales y otros factores como la violencia, la situación económica, la influencia de los medios de comunicación, la crisis de valores, entre otros. Es por eso que las familias deben cambiar y adaptarse a la nueva sociedad y a las nuevas exigencias de éstas o los problemas seguirán aumentando.

ABSTRACT

Families have evolved over time, but they have always been the basis of societies and the first center for the formation of children, which has always been an excellent parenting. At present the institution of the family is going through conflicts generated by social changes and other factors such as violence, economic situation, influence of the media, the crisis of values, among others. That is why families must change and adapt to the new society and the new demands of these or the problems will continue to increase.

PALABRAS CLAVE: Familia, problemática, Perú, crisis de valores, violencia intrafamiliar

Introducción

La sociedad actual identificada por su complejidad, inestabilidad y sobre todo por la velocidad con la que se producen los cambios sociales, precipita en muchos casos los procesos de inadaptación, exclusión y marginación. Esta realidad demanda la agilización de políticas sociales que garanticen el bienestar de la población, empezando por la familia ya que esta es la base de la sociedad, donde se forman los futuros ciudadanos.

El trabajo que aquí presentamos tiene la finalidad de reconocer la importancia de la familia desde un punto de vista histórico, conceptual y crítico. La familia en la actualidad sufre una grave crisis, por la expansión de la nueva tecnología y la necesidad, que hace que la familia esté mas desunidas que antes.Si bien los progresos científicos nos abren un mundo ilimitado de posibilidades y que la nueva tecnología en comunicaciones ofrece enlaces mucho más rápidos y fluidos que nunca, no precisamente nos garantiza una mayor unidad familiar; porque pudiendo estar con mi familia platicando lo que a ocurrido hoy en mi trabajo prefiero estar más informado en los avances que existen en cuanto a la forma de trabajar.Bajo estos conceptos emprendimos la búsqueda de la importancia familiar tratando de conocer puntos importantes de él cuyos resultados se podrán apreciar.Empezaremos por definir que es la familia, para darnos cuenta si realmente se hace uso de este concepto. La familia es la unidad básica fundamental de toda sociedad, donde cada individuo, unido por lazos de sangre o afinidades logra proyectarse y desarrollarse. Es en este contexto familiar, que empieza desde la infancia y la convivencia propia, donde el hombre y la mujer adquirirán habilidades y valores que lo ayudarán a superarse y replicar estos principios al momento de conformar su propia familia.

Los conocimientos aprendidos de sus padres y madres, y demás personas de su núcleo familiar, serán los modelos que necesitará la persona para fortalecer su identidad y las habilidades básicas de comunicación y relación con la sociedad. Los lazos creados serán también importantes en el desarrollo de su personalidad.

Una encuesta realizada por Integración - Grupo de Análisis y Comunicación, señala que la única forma de lograr la unión familiar es a través de la comunicación y comprensión entre sus miembros. Precisamente, ante la pregunta "¿Cómo llegamos al futuro imaginado?", un 56% respondió que esta forma de interrelación es la más importante para sus vidas.

Proyectándose hacia unos años más, con la pregunta "¿Cómo imaginamos a nuestra familia en el año 2021?", el 32% de la población se imagina con una familia estable, organizada y unida; mientras que el 26% se visualiza con un negocio propio. En tercer orden, un 21% estaría estudiando o culminando una carrera, además de gozar de buena salud, por citar algunos aspectos.

¿Qué lleva a una familia a progresar, a salir adelante y mantenerse unida?

Un primer paso es la demostración de confianza desde la infancia, basado en el ejemplo y la coherencia entre lo que se dice y se hace. Además, fortalecer y reconocer las habilidades y condiciones de los integrantes de la familia, que los ayude a superarse para la vida.

Otros componentes son la valoración y aceptación de los hijos e hijas con sus cualidades y defectos; eso también les permitirá reconocer sus errores y repararlos. Eso también les dará independencia, autoestima y buena autoestima.

Todos estos ingredientes compartidos en el seno familiar, y complementados desde la escuela u otros factores externos de la sociedad, formará a mejores personas y hogares estables y unidos.

Definición de familia

¿QUÉ ES LA FAMILIA?

Voz puramente latina.El Origen De La Familia.- LA PRIMERA PAREJA HUMANA: Tenemos pocos relatos del origen de la familia, tenemos el ejemplo de Adán y Eva, primera pareja de la historia del pueblo Hebreo, que se remonta a la primera antigüedad de la familia humana.La narración del génesis primer libro de la Biblia es rica en imágenes. En lenguaje simbólico, afirma que "Dios creó al hombre con polvo del suelo e insufló en sus narices aliento de vida y resultó el hombre en ser viviente."El hombre y la mujer son, entonces, creados y queridos por Dios."No es bueno que le hombre este solo dice el creador, voy hacerle una ayuda adecuada".Así, Dios "forma" de la costilla del hombre, que duerme. Adán exclama: "Esta vez si que es hueso de mis huesos y carne de mi carne". El hombre descubre en la mujer como un otro "yo" de la misma humanidad.Esta sencilla narración explica que hombre y mujer han sido creados uno para el otro, de tal manera que Dios no los ha hecho a medias o incompletos, sino iguales en dignidad aunque distintos en la especificidad de su ser masculino o femenino.

Concepto:El concepto de familia cuyos elementos son biológicos, psicológicos y culturales, define como un grupo social irreductible a los otros grupos; su formación, su estructura, sus dimensiones, sus condiciones de vida y sus necesidades, sus relaciones entre sus miembros y sus relaciones con el conjunto del cuerpo social, y sus funciones varían con el tiempo y espacio en conexión con los sistemas de sociedades y las formas de civilización.

Desde hace un siglo, con una aceleración creciente en los últimos veinticinco años, la familia presenta una mutación dentro de sus estructuras y sus funciones; estos cambios se observan en todas las sociedades contemporáneas, con diferencia y desfases indudables, pero también con tendencias comunes, cualquiera que sea el tipo de civilización, el nivel de cultura y los regímenes políticos y económicos.

La familia es un grupo social cuya permanencia deriva de las necesidades, tanto de sus miembros como de la comunidad de la cual forma parte.Es un grupo social primario, en el cual sus miembros mantienen relaciones "cara a cara" y están unidos por lazos emotivos. Se distingue de otros grupos primarios en que la base de su relación es de naturaleza biológica: unión sexual o relación consanguínea.La característica más importante de la familia es su universalidad. Es un grupo identificable de todos los pueblos, de diversas culturas, a través del espacio y del tiempo. Este carácter universal de la familia se sustenta en las condiciones especiales de la naturaleza del ser humano.

El ser humano es él único que por carecer de instinto, necesita de un largo aprendizaje. La cría humana es la criatura más indefensa e incapaz de sobrevivir sin ayuda hasta, los 5 ó 6años de vida; requiere de sus padres para subsistir y aprender. Por otro lado, el impulso sexual, culturalmente condicionado, atrae a varón y mujer para formar pareja, cuya permanencia es necesaria para su protección de la prole. Aún más, por ser el hombre de naturaleza psicosomática, las que refuerzan la permanencia de los vínculos entre los miembros de la familia.La unión íntima y permanente entre los miembros de la familia exige una convivencia residencial y una fuerte cooperación económica, formando de esa manera una unidad doméstica (domus: casa).

La familia como institución.El grupo familiar, como todo grupo humano, es también una institución. Es decir, las relaciones entre los miembros del grupo no se dan al azar en forma arbitraria, sino están normadas por la cultura de la comunidad, de la cual el grupo familiar forma parte. Las normas o pautas que rigen el comportamiento que deben observar los miembros en sus relaciones mutuas, son tan precisas y duraderas que constituyen una institución. Los pueblos o sociedades que posee en escritura han vertido en leyes las principales normas institucionales que rigen la vida del grupo familiar.

Las normas rigen tanto las relaciones que se entablan a nivel de pareja, desde su constitución hasta su disolución, como las que se establecen entre padres e hijos desde el momento que la pareja cumple con su función reproductora. Igualmente existen normas acerca de las relaciones entre hermanos y entre otros miembros que estén unidos por lazos de parentesco.Las principales normas existentes en nuestro medio son las que regulan el matrimonio, institución con la cual se constituye la pareja, y el divorcio la anulación o la separación, que ponen término a la unión conyugal cuando existe una relación conflictiva de difícil solución. En la mayor partes de los casos la muerte de uno de los cónyuges pone fin a la relación matrimonial. Existen igualmente las normas relativas a los deberes y derechos que adquieren entre sí los cónyuges, tanto desde el aspecto de la satisfacción de sus mutuas necesidades afectivas y sexuales, como desde el aspecto de la cooperación económica a la cual se comprometen, para lograr su propia subsistencia así como la de los hijos que procreen.

La norma básica que sustenta la relación entre padres e hijos es la de la tutoría o potestad que tienen los padres para exigir de sus hijos respeto y obediencia, pero que, al mismo tiempo los obliga a cuidarlos y a satisfacer todas sus necesidades. El reconocimiento de la filiación da inicio legal a la patria potestad. En reciprocidad los hijos también cumplen una serie de normas en la relación con sus progenitores.

La familia: tipos y evolución

Tipos de familias:

En muchas sociedades, principalmente en Estados Unidos y Europa occidental, también se presentan familias unidas por lazos puramente afectivos, más que sanguíneos o legales. Entre este tipo de unidades familiares se encuentran las familias encabezadas por miembros que mantienen relaciones conyugales estables no matrimoniales, con o sin hijos. El Día Internacional de la Familia se celebra el 15 de mayo.

Historia

Antropólogos y sociólogos han desarrollado diferentes teorías sobre la evolución de las estructuras familiares y sus funciones. Según éstas, en las sociedades más primitivas existían dos o tres núcleos familiares, a menudo unidos por vínculos de parentesco, que se desplazaban juntos parte del año pero que se dispersaban en las estaciones con escasez de alimentos. La familia era una unidad económica: los hombres cazaban mientras que las mujeres recogían y preparaban los alimentos y cuidaban de los niños. En este tipo de sociedad era normal el infanticidio (muerte dada violentamente a un niño de corta edad) y la expulsión del núcleo familiar de los enfermos que no podían trabajar.

Por su parte, otros autores contemporáneos sostienen que el esquema de familia predominante en las sociedades industrializadas tiene también una base utilitaria, al permitir la transmisión de capitales económicos, simbólicos y sociales. Según estos autores, la familia que se tiende a considerar como "natural" es un constructo de invención reciente y que puede desaparecer en forma más o menos rápida. El fenómeno subyacente en este razonamiento es que las palabras no sólo hablan de la "realidad" sino que le otorgan significado y, por tanto, el definir algo como "normal" es un proceso no neutral que fomenta lo que se define como tal:Lo que distingue a nuestras sociedades industrializadas de las sociedades exóticas [es] el hecho de que nuestros grupos sociales se reclutan menos sobre la base del parentesco que sobre las clases de edad, la clase social, la afinidad amical, el lugar de trabajo, el ejercicio del ocio, etcétera", apunta por ejemplo la etnóloga francesa, Martine Segalen. (...) Segalen afirma que el grupo doméstico antiguo, del cual no existe un único tipo sino varios, "es tan inestable como la célula conyugal contemporánea". Y que, en este sentido, "nuestra sociedad no ha inventado ni la movilidad geográfica ni la inestabilidad de los matrimonios sometidos". (...) Para esta autora, la estructura familiar predominante en las sociedades industriales es una figura "efímera" y

"transitoria" entre los modelos clásicos y los que están apareciendo actualmente.

Revista Teína: Detrás de la palabra "familia".

Una hipótesis similar había sido realizada por Engels, quien sostuvo que lo que la sociedad llama "civilización" es un proceso centrado en la organización de las familias, la que evolucionó desde los primitivos gens hasta la forma moderna como manera de acumular riquezas, pero no por parte de la sociedad sino en forma individual. En su concepto, el fenómeno obedece a la lucha de clases, genera injusticias y es insostenible:

La disolución de la sociedad se yergue amenazadora ante nosotros, como el término de una carrera histórica cuya única meta es la riqueza, porque semejante carrera encierra los elementos de su propia ruina. La democracia en la administración, la fraternidad en la sociedad, la igualdad de derechos y la instrucción general, inaugurarán la próxima etapa superior de la sociedad, para la cual laboran constantemente la experiencia, la razón y la ciencia. "Será un renacimiento de la libertad, la igualdad y la fraternidad de las antiguas gens, pero bajo una forma superior".

F. Engels: El origen de la familia, la propiedad privada y el estado.

La familia moderna

Los estudios históricos muestran que la estructura familiar ha sufrido pocos cambios a causa de la emigración a las ciudades y de la industrialización. El núcleo familiar era la unidad más común en la época preindustrial y aún sigue siendo la unidad básica de organización social en la mayor parte de las sociedades industrializadas modernas. Sin embargo, la familia moderna ha variado ,con respecto a su forma más tradicional, en cuanto a funciones, composición, ciclo de vida y rol de los padres. El Instituto de Política Familiar (IPF) expresa en su informe Evolución de la familia en Europa (2006) que:

Las crisis y dificultades sociales, económicas y demográficas de las últimas décadas han hecho redescubrir que la familia representa un valiosísimo potencial para el amortiguamiento de los efectos dramáticos de problemas como el paro, las enfermedades, la vivienda, las drogodependencias o la marginalidad. La familia es considerada hoy como el primer núcleo de solidaridad dentro de la sociedad, siendo mucho más que una unidad jurídica, social y económica. La familia es, ante todo, una comunidad de amor y de solidaridad.

Otras funciones que antes desempeñaba la familia rural, tales como el trabajo, la educación, la formación religiosa, las actividades de recreo y la socialización de los hijos, en la familia occidental moderna son realizadas, en gran parte, por instituciones especializadas. El trabajo se realiza normalmente fuera del grupo familiar y sus miembros suelen trabajar en ocupaciones diferentes lejos del hogar. La educación, por lo general, la proporcionan el Estado o grupos privados. Finalmente, la familia todavía es la responsable de la socialización de los hijos, aunque en esta actividad los amigos y los medios de comunicación han asumido un papel muy importante.

Algunos de estos cambios están relacionados con la modificación actual del rol de la mujer. En las sociedades más desarrolladas la mujer ya puede ingresar (o reingresar después de haber tenido hijos) en el mercado laboral en cualquier etapa de la vida familiar, por lo que se enfrenta a unas expectativas mayores de satisfacción personal respecto de hacerlo sólo a través del matrimonio y de la familia. En los últimos tiempos se ha desarrollado un considerable aumento de la tasa de [siglo XX] ha disminuido en Occidente el número de familias numerosas. Este cambio está particularmente asociado a una mayor movilidad residencial y a una menor responsabilidad económica de los hijos para con los padres mayores, al irse consolidando los subsidios de trabajo y otros beneficios por parte del Estado que permiten mejorar el nivel de vida de los jubilados.

En los años 1970 el prototipo familiar evolucionó en parte hacia unas estructuras modificadas que englobaban a las familias monoparentales, familias del padre o madre casado en segundas nupcias y familias sin hijos. En el pasado, las familias monoparentales eran a menudo consecuencia del fallecimiento de uno de los padres; actualmente, la mayor parte de las familias monoparentales son consecuencia de un divorcio, aunque muchas están formadas por mujeres solteras con hijos. En 1991 uno de cada cuatro hijos vivía sólo con uno de los padres, por lo general, la madre. Sin embargo, muchas de las familias monoparentales se convierten en familias con padre y madre a través de un nuevo matrimonio o de la constitución de una pareja de hecho.

La familia de padres casados en segundas nupcias es la que se crea a raíz de un nuevo matrimonio de uno de los padres. Este tipo de familia puede estar formada por un padre con hijos y una madre sin hijos, un padre con hijos y una madre con hijos pero que viven en otro lugar, o dos familias monoparentales que se unen. En estos tipos de familia los problemas de relación entre padres no biológicos e hijos suelen ser un foco de tensiones, especialmente en el tercer caso.

A partir de los años 1960 se han producido diversos cambios en la unidad familiar. Un mayor número de parejas viven juntas antes de, o sin, contraer matrimonio. De forma similar, algunas parejas de personas mayores, a menudo viudos o viudas, encuentran que es más práctico desde el punto de vista económico cohabitar sin contraer matrimonio.

Las parejas de homosexuales también forman familias homoparentales, en ocasiones mediante la adopción. Estas unidades familiares aparecieron en Occidente en las décadas de 1960 y 1970. En los años 1990 se comenzaron a promulgar leyes en diferentes países, la mayoría europeos, que ofrecen protección a estas familias.

Problemática de la familia en el Perú

Para convivir toda sociedad necesita normas y límites. La familia al ser la unidad básica de la sociedad y el primer reflejo de esta, es clave para el individuo ya que en esta aprende a convivir.

Para Aarón Ocampo Hernández, psicólogo especialista en el manejo de los límites en la familia, los límites son las acciones que los padres realizan o dejan de realizar para dirigir la conducta de sus hijos con el objetivo de formarlos de una manera determinada.

El papel de los padres en este ámbito conlleva en establecer y aplicar unos límites claros, pertinentes y razonables

Los límites y la disciplina conllevan una importancia fundamental en el orden familiar, producen hijos aceptados por sus padres lo que generara una mayor autoestima en los mismos. Estos también preparan a los hijos para una vida en sociedad que se rige por normas y leyes.

Monografias.com

En muchas ocasiones, los padres no saben cuándo, cómo y hasta donde poner los limites sobre sus hijos ya se por ignorancia o por falta de tiempo, esto hará que en esas familias se estén desarrollando personas sin ningún tipo de límites y responsabilidades, siendo posteriormente un peligro para la sociedad.

Monografias.com

La comunicación entre los miembros de la familia es un aspecto fundamental para el desarrollo de esta. A través de la comunicación se crean las relaciones interpersonales verdaderas, donde todos los integrantes de la familia tengan el derecho a ser escuchados y el deber de escuchar a los demás. Es decir, gracias a una buena comunicación los lazos familiares se afianzan y se crea la confianza suficiente para poder tener una convivencia adecuada.

Una buena comunicación entre padres e hijos contribuye a lograr mejores relaciones al interior de la familia, estimula la confianza mutua y facilita a los padres su labor formadora, al existir un canal abierto que les permita transmitir valores, ideas, etc. Una comunicación clara, directa y abierta, facilita el desarrollo de un clima familiar positivo, así como también promueve la resolución de conflictos familiares. (Montenegro, Nuestros Hijos, 2012)

En el Perú la importancia de la comunicación familiar ha ido perdiendo valor entre las familias peruanas, cada vez hay menos tiempo para compartir y dialogar. Debido al ritmo de vida acelerado que lleva la sociedad actual, las múltiples tareas y las largas jornadas de trabajo, el tiempo que pasan los miembros de la familia en el hogar es muy reducido y la gran mayoría de veces no coinciden sus horarios, con lo que el tiempo de comunicación entre ellos cada vez es más corto

Monografias.com

"Cuando dos personas comienzan a interactuar y a establecer una relación continuada, se comunican entre sí en forma verbal y no verbal, fijan de consuno reglas básicas para su conducta y métodos de comunicación, gradualmente se van convirtiendo en un sistema, que puede ser la pareja o el sistema marital". (Sager, 1980)

Bajo este concepto, la pareja se convierte en el factor clave para el buen funcionamiento de la familia. La relación de los padres dentro de la familia tiene repercusiones directas e indirectas en la estabilidad y las demás relaciones en el hogar.

Las parejas, en el Perú, al carecer de un ámbito donde pueden informarse sobre los fines, el significado y la importancia de la relación en la familia, no tienen otra opción que tomar el modelo de sus padres, el cual no siempre es el ideal. En otros países como Estados Unidos, Suecia o Inglaterra existen clínicas familiares en las que se brindan el servicio de prevención, asesoramiento y orientación matrimonial o familiar, la cual sirve como apoyo para la buena convivencia en la familia.

Las posibles consecuencias, según Nilda Susana Gorvein experta en Derecho de Familia y Sucesiones, de una mala relación de pareja sobre los hijos son:

Monografias.com

Si bien el Perú pasa por un periodo de crecimiento económico estas últimas décadas y que las estadísticas muestran una disminución en los niveles de pobreza y extrema pobreza, hay una gran parte de la población que aún sufren los estragos de lo que significa vivir con la pobreza en sus hogares.

La pobreza se ha documentado ampliamente como factor de riesgo para el desarrollo negativo de los niños. Los infantes que crecen en condiciones de pobreza sufren más problemas sociales, emocionales, comportamentales y de salud física que aquellos que no lo hacen. Los niños pobres también obtienen puntuaciones más bajas en las pruebas cognitivas, y tienen una menor probabilidad de estar preparados para entrar en la escuela que sus homólogos más acomodados.

En función de la edad a la que se experimenta, la pobreza influye de manera distinta en los niños. Las diferencias en el desarrollo de los niños pobres y aquellos que no lo son pueden detectarse ya en el segundo año de vida del pequeño. En la adolescencia, la pobreza puede llevar a los padres a proporcionar una menor educación y una disciplina menos consistente a sus hijos, provocando sentimientos de soledad y depresión en los jóvenes.

Monografias.com

Según el último censo realizado en el Perú en el año 2007 por el Instituto Nacional de Estadística e Informática, el hogar nuclear monoparental en la que existen hijos o hijas y viven con sólo un miembro de la pareja que asume la jefatura, logran el 11,7% del total. Este a su vez esta subdividido en:

Estas estadísticas permiten apreciar la presencia mayoritaria de las mujeres en la jefatura en los hogares nucleares monoparentales debido a que cada vez son más las familias en las que está ausente la figura paterna y es la madre sola la que lleva la crianza y manutención de los hijos, sin que haya nivel social, recursos que faciliten esa tarea, pues nuestra sociedad tiene sus estructuras establecidas para que la madre se quede en el hogar y el padre salga a trabajar. Está también el caso de las familias conformadas por padre y madre, pero en las que el padre está ausente en la crianza y educación de los hijos(as), cumpliendo la función de proveedor y la madre por la necesidad económica se ve obligada a buscar otra fuente de recursos para el hogar. Es en esta situación cuando se presenta el descuido del hogar por parte de los jefes de familia trayendo consecuencias negativas para el desarrollo de los otros miembros pertenecientes a esta.

Según la investigación de Family Structure and Children"s Educational Outcomes (Institute for American Values, 2005), dirigida por la profesora Barbara Schneider de la Universidad de Chicago, aquellos pequeños que son criados por padres solteros son menos saludables que los criados en otros tipos de familia. Tasas como las de deserción escolar, las de graduación de la secundaria y la edad del  primer embarazo son influenciadas considerablemente por la estructura familiar. Por ejemplo, los estudiantes hijos de padres separados son mucho más propensos a abandonar la escuela, en comparación con los estudiantes cuya familia permanece unida.

El estudio demuestra que aquellos jóvenes, especialmente las mujeres, que crecen en una familia con las figuras de ambos padres, estando estos casados, no se comprometen conyugalmente a temprana edad. Así mismo, se confirma que hay una relación positiva entre la postergación del matrimonio y la obtención de mayores logros educativos de las mujeres.

Se concluye también que los problemas de los padres repercuten en el comportamiento de sus hijos. Los hijos de padres que están en constantes riñas son más propensos a tener problemas de conducta que los niños criados en una familia con bajos niveles de conflicto; e incluso presentan más problemas que los hijos de padres divorciados. Los varones adolescentes que no viven con su padre biológico tienen más probabilidades de ser encarcelados.

Las relaciones internas de la familia y el cariño demostrado en ella, tiene que ver con su estructura. Las familias que se mantienen intactas son más unidas. Esto a su vez tiene un efecto directo y disuasorio sobre el consumo de drogas ilícitas en los adolescentes.

Las tasas de estrés, depresión, ansiedad y baja autoestima en la adolescencia –problemas que pueden reducir significativamente la capacidad de concentración y rendimiento escolar– también se relacionan con la estructura familiar. Los estudios demuestran que el divorcio de los padres afecta negativamente y por largo tiempo la situación emocional durante la infancia, la adolescencia y la edad adulta.

Monografias.com

Monografias.com

CAUSAS:

Aunque las causas de la violencia familiar es un problema complejo, se conocen varios factores que contribuyen a ella. Éstos incluyen la pobreza, cesantía, otras presiones exógenas, actitudes de aceptación cultural de la violencia para resolver disputas, abuso sustancial (en especial de alcohol), pocos conocimientos como padres, roles familiares ambiguos, esperanzas irreales de otros miembros de la familia, conflictos interpersonales en la familia, vulnerabilidad psicológica o física (real o aparente) de las víctimas por los agresores, preocupación del agresor por el poder, control y aislamiento social familiar, entre otros.

CONSECUENCIAS:

La violencia familiar puede tener diferentes tipos de consecuencias, aunque se habla principalmente sobre daños físicos y psicológicos en la salud.

Dentro de los daños físicos se encuentran las lesiones, que abarcan desde cortes menores con utilización de armas blancas (por ejemplo cuchillos, tenedores), equimosis (golpes, moretones) y fracturas, llegando hasta la discapacidad crónica.Un alto porcentaje de estas lesiones requiere tratamiento médico, aunque usualmente las personas que padecen estos daños no suelen tomarlo debido a que intentan ocultar lo que les ocurre.Además de las consecuencias mencionadas, la violencia familiar provoca un debilitamiento en las defensas físicas debido al estrés que provoca el maltrato, el auto descuido y una mayor proclividad a tomar riesgos. Es muy común que, a raíz del maltrato, la persona padezca enfermedades autoinmunes como la artritis reumatoidea, el lupus eritematoso o que recurran al alcohol y las drogas para disfrazar su dolor, entre otros trastornos.

Otra consecuencia es el embarazo no deseado, ya sea por violación o por no usar métodos anticonceptivos; algunas mujeres tienen miedo de plantear el uso de métodos anticonceptivos con sus parejas por temor de ser golpeadas o abandonadas. Este riesgo de embarazo no deseado acarrea muchos problemas adicionales. Por ejemplo, si la maternidad ocurre durante la adolescencia temprana o media, antes de que las niñas estén maduras biológica y psicológicamente, se asocia con resultados de salud adversos tanto para la madre y para el niño. Los lactantes pueden ser prematuros, de bajo peso al nacer o pequeños para su edad.Cuando se produce un embarazo no deseado, muchas mujeres concurren al aborto. En los países en que el aborto es ilegal, costoso o difícil de obtener, las mujeres pueden recurrir a abortos ilegales, a veces con consecuencias mortales.

En los niños, las consecuencias de la violencia familiar se traducen en lesiones, que les son provocadas mientras tratan de defender a sus madres.

La violencia familiar provoca consecuencias psicológicas importantes en las personas aunque varía su grado según variables como factores de personalidad, habilidades de afrontamiento, recursos propios, apoyo social y características específicas del maltrato (la duración y el grado de violencia).

Las alteraciones clínicas más significativas son:

– La ansiedad, que es producida por la mezcla de violencia repetida e intermitente con períodos de arrepentimiento y de ternura, provoca respuestas de alerta y de sobresaltos permanentes, sensaciones de temor, dificultades de concentración, irritabilidad y un estado de híper vigilancia.Asimismo, la víctima también presenta trastornos del sueño, pesadillas y pensamientos obsesivos acerca del maltrato y el maltratador.– La depresión, la pérdida de autoestima y la culpa, son otras consecuencias provocadas por la violencia, ya que la víctima cree que la conducta de su agresor depende de su propio comportamiento y por lo tanto se siente responsable e intenta una y otra vez cambiar las conductas del maltratador. Sin embargo, cuando observa que sus expectativas fracasan, desarrolla sentimientos de culpabilidad y de fracaso: mentir, tolerar el maltrato, entre otras cosas.El malestar psicológico crónico en el que se encuentra la víctima produce una alteración en su forma de pensar que le hace sentirse incapaz de buscar ayuda, de proteger a sus hijos y a sí misma o de adoptar medidas adecuadas.– El aislamiento social, que provoca que la víctima dependa de su pareja (cuando el agresor es la pareja) social y materialmente. El maltratador aumenta cada vez más el control sobre su víctima, que se siente más vulnerable ante la sociedad y se cronifica el miedo a enfrentarse a un futuro incierto y peligroso.– Los trastornos psicosomáticos, que se manifiestan en la persona que sufre de violencia con dolores de cabeza, caída del cabello, pérdida del apetito, ansiedad crónica, fatiga, problemas intestinales, alteraciones menstruales, etc.Son habituales las visitas al médico de cabecera para consultar estas dolencias mientras ocultan la verdadera causa que las provocan.– Los trastornos sexuales, en los cuales la persona agredida pierde el interés sexual.– En última instancia el suicidio, que se produce principalmente por el agotamiento emocional y físico. Las muertes son un testimonio dramático de la escasez de opciones de que dispone la mujer para escapar de las relaciones violentas.

Consecuencias psicológicas en niños

La violencia familiar generalmente está dirigida hacia la mujer, y por lo tanto, los hijos son siempre testigos y víctimas indirectas de la situación. Asimismo y frecuentemente, sufren el maltrato de forma directa y experimentan el mismo tipo de actos violentos que la madre. Las reacciones más frecuentemente detectadas son los síntomas de ansiedad y depresión, sentimientos de baja autoestima, problemas en las relaciones sociales, conductas agresivas y dificultades en el rendimiento escolar.

Las consecuencias psicológicas de la violencia durante la primera infancia y la edad preescolar están relacionadas con el desarrollo del apego. Se observan además, trastornos en la relación con sus iguales, conductas de retraimiento, retrasos cognitivos y dificultades de adaptación escolar.Durante la infancia media (de 6 a 11 años), los problemas afectan al desarrollo socio-emocional. Los menores manifiestan dificultades en la relación con sus pares con comportamientos agresivos. También experimentan sentimientos de baja autoestima, problemas de aprendizaje y niveles altos de ansiedad y depresión.

En la adolescencia los síntomas se relacionan con actitudes de responsabilidad excesiva, niveles bajos de autoestima, aparición de conductas agresivas y déficit en el rendimiento académico.

Cuando el maltrato desaparece y la situación familiar se estabiliza, con frecuencia, el paso del tiempo y la normalización del ritmo de vida facilitan la superación de las consecuencias psicológicas.

El peligro mayor de los medios de comunicación está relacionado a la generación más joven. Cuando pasamos revista a las generaciones anteriores, nos percatamos de que la inocencia de los niños era mantenida a través de la información que sus padres y otros adultos manejaban, y que luego pasaban a la próxima generación de manera secuenciada, de acuerdo a la edad de los niños y jóvenes. Hoy en día estos niños son tempranamente expuestos a los medios de comunicación, y esa información llega hasta ellos sin que sus padres puedan filtrarla, y sin la posibilidad de que puedan secuenciarla de acuerdo a la edad cronológica y la madurez del niño.

Anteriormente, los valores generacionales eran pasados vía los padres y el núcleo familiar en general. En la actualidad, nuestros niños absorben los valores de la cultura popular, a través estos medios de comunicación masiva. Estos valores han terminado produciendo resultados lamentables en naciones como Estados Unidos, que exporta no solo sus productos, sino también sus valores culturales. William Bennet, quien fuera Secretario de Educación de E.U., reportó en el año 1993 que desde el año 1960 hasta el 1990, en apenas un período de 30 años, se produjeron los siguientes cambios a nivel de la población:

Estas tendencias aquí mencionadas son las mismas que son vistas continuamente en nuestras pantallas de televisión, tanto en las películas como en las novelas, y en las comedias que son tan comunes hoy en día.

La exposición a estas escenas y situaciones es frecuente y poderosa. El Diario de la Asociación Nacional de Medios Digitales y Artes reportó en el año 2004 que el total de horas al día que la persona se expone a los medios masivos de comunicación alcanza unas 15 horas. Esto es debido a que nosotros vivimos en medio de una generación que ha sido llamada "multi-task", que es capaz de ejecutar múltiples tareas al mismo tiempo. Por lo tanto, muchas veces el joven de hoy está viendo la televisión mientras al mismo tiempo trabaja en su computadora o Smartphone. Se piensa que cuando un joven de hoy llega a la edad de 60 años, habrá estado expuesto a la televisión por unos 8-10 años, y esto no toma en cuenta ninguno de los otros medios de comunicación. Esto es aún más impresionante al conocer que hay más hogares en el mundo con televisión que con plomería interior.

Lamentablemente, un acto de violencia que se ve en la televisión no nos enseña las consecuencias detrás de estos actos, como es el dolor humano y las cicatrices emocionales, o la memoria emocional que deja una golpiza o la muerte de alguien. Tampoco nos muestra todo el tiempo que toma reparar ese daño emocional. Estamos cosechando las consecuencias de lo que nosotros hemos estado sembrando en el núcleo de nuestra sociedad por mucho tiempo. No podemos tratar de tapar el sol con un dedo, porque las evidencias están frente a nosotros.